El televisor ya se ha convertido en un elemento imprescindible de cualquier salón. Para disfrutar de una experiencia envolvente y adentrarnos en la acción de películas, series o videojuegos, ya no es suficiente con cualquier modelo, hay que apostarlo todo por el OLED.

Yo en mi casa tengo el televisor HZ1500 de Panasonic, una verdadera joya para los sentidos. La experiencia con mi nueva tele es impresionante, de hecho, se ve tan bien que me he vuelto una experta en maquillaje y caracterización de series. En los últimos días he visto una serie de época y os puedo asegurar que las joyas de la corona de Isabel II eran brillantes auténticos. Sabía que había importantes avances, pero no me podía imaginar que estuviéramos llegando a este nivel de detalle.

No os podéis imaginar la sensación de llegar a casa después de un día intenso, y poder tumbarme en el sofá a ver una serie, o poner una película de esas que ya has visto 30 veces, pero que te sigue gustando igual que el primer día. Para mi, esta es una de las pequeñas cosas que te alegra la tarde y te levanta el ánimo. Si el plan ya pinta bien, imagínate cuando entra en juego un televisor de Panasonic. Entonces, ya tienes todo lo necesario para disfrutar.

El televisor HZ1500, que es el modelo que yo tengo en mi comedor, destaca sobretodo porque tiene una nitidez espectacular. Además, ahora pasamos muchas horas en casa de un tiempo a esta parte, así que es como si estuviera en un cine, o si viviera la experiencia en mi propia casa.

Llevo unos días trasteando con todas las funciones y modos del televisor, la verdad es que aún estoy trasteando con este modelo y estoy en fase de exploración. Una de las cosas que me ha parecido más interesante es el Filmmaker Mode con Intelligent Sensing, un modo de imagen bastante impresionante para series y películas, que optimiza la imagen en función de la luz del entorno para que siempre lo veamos bien. Esto es súper cómodo, porque ya sea a las 12 de la mañana o a las 10 de la noche, siempre podemos ver perfectamente el contenido sin tener que cambiar los ajustes del televisor cada vez.

 

 

Para mí, los televisores OLED de Panasonic son sin duda una apuesta segura para todos aquellos que no queremos renunciar a la mejor calidad de imagen y sonido. Yo estoy encantada, me declaro fan de Panasonic y de sus televisores. La verdad es que el HZ1500 ha superado mis expectativas, estoy muy impresionada con toda la tecnología que están incorporando en los nuevos modelos.