En 2006, LUMIX revoluciona el mercado de la fotografía y el vídeo creando un nuevo estándar: el sistema mirrorless de Micro Cuatro Tercios. Han pasado 15 años y, en este tiempo, el estándar ha ido ganando adeptos y entusiastas hasta convertirse en un referente en la actualidad. Desde esa fecha, en LUMIX no hemos cesado de innovar y lanzar nuevas cámaras y objetivos intercambiables de este sistema dentro de nuestra Serie LUMIX G.

En este artículo queremos explicar los conceptos básicos del sistema mirrorless Micro Cuatro Tercios (también conocido como MFT por sus siglas en inglés), resolver vuestras dudas y mostrar en qué situaciones y para qué usos estas cámaras son las más indicadas.

 

¿Qué es una cámara mirrorless?

 

 

Antes de entrar de lleno en el sistema Micro Cuatro Tercios, nos vamos a detener en qué son las cámaras sin espejo, también conocidas como cámaras CSC (cámaras de sistema compacto), cámaras EVIL (Electronic Viewfinder Interchangeable Lens) o MILC(Mirrorless Interchangeable-Lens Camera).Se trata de un nuevo sistema nacido en los años 2000 que se presentaba como una alternativa a las cámaras réflex tradicionales. Como muchos sabéis, en el sistema réflex, las cámaras tienen un espejo basculante que lleva la luz al visor óptico, pasando la luz por un pentaprisma para que no veamos la imagen invertida. Con este sistema, lo que vemos a través del visor óptico es el encuadre exacto que va a tener la fotografía.

En cambio, las cámaras sin espejo presentan un mecanismo más sencillo. Como indica su nombre, no disponen de espejo (ni de pentaprisma), con lo que la luz llega directamente al sensor. Al no necesitar estos elementos, las cámaras mirrorless presentan cuerpos más compactos que las réflex, y proporcionan una calidad de imagen similar. Esto nos lleva a una de sus principales ventajas: la portabilidad. Las cámaras sin espejo son más ligeras y compactas que las réflex por lo que son muy apreciadas por los fotógrafos y amantes de la fotografía que buscan una calidad de imagen excepcional en cuerpos más pequeños.

Esta característica no solo afecta a las cámaras. Los objetivos también son más compactos que en las réflex (y más económicos), consiguiendo que todo el sistema sea más ligero y fácil de llevar. Además, al no disponer de espejo, presentan una compatibilidad total para grabar vídeo con la misma cámara y objetivo, lo que establece este sistema como el más indicado para el desarrollo de cámaras híbridas que permitan tomar fotografías y grabar vídeo con el mismo dispositivo sin comprometer la calidad.

En LUMIX hemos desarrollado nuestra gama de cámaras de foto y vídeo con el sistema mirrorless y, a día de hoy, presentamos una amplia gama de objetivos intercambiables para satisfacer las necesidades de fotógrafos, videógrafos y amantes de la imagen.

 

¿Qué es el sistema Micro Cuatro Tercios?

Muy ligado a las cámaras sin espejo encontramos el sistema Micro Cuatro Tercios. Es un estándar que lanzamos en LUMIX en el año 2006, cuando presentamos la primera cámara sin espejo MFT: la LUMIX L1, con objetivo fijo.

El sistema Micro 4/3 se caracteriza por el sensor, de tamaño más reducido que el full frame. Además, las cámaras de este sistema no disponen de visor óptico y reducen la distancia entre el sensor y el objetivo en un 50% respecto al estándar 4/3 de las cámaras réflex. Esto resulta en cámaras y objetivos más compactos, con lo que, sumado al sistema mirrorless, obtenemos equipos muy optimizados a nivel de tamaño y peso, una de las principales ventajas de este sistema.

Contrariamente a lo que se creía en un principio, el tamaño del sensor no tiene por qué implicar peor calidad de imagen. Es cierto que los sensores full frame ofrecen mayor calidad de captura, pero en función del uso que le demos a nuestros vídeos y fotografías, esta diferencia puede pasar desapercibida. Por ejemplo, si queremos realizar impresiones a gran escala de nuestras fotos, lo más indicado será contar con una cámara full frame. O si queremos grabar una escena con una profundidad de campo cinematográfica, para destacar unos elementos por encima de otros, también nos ayudará usar una cámara de fotograma completo. Pero, en términos generales, las cámaras Micro Cuatro Tercios son muy recomendables tanto para uso profesional como para aficionados ya que se presentan como la mejor alternativa si valoramos la relación entre la calidad de la imagen global y el tamaño y peso de la cámara.

 

Los objetivos Micro 4/3

Uno de los aspectos más interesantes y valorados por los usuarios son los objetivos del sistema Micro 4/3, ya que son más compactos y económicos que los de otros sistemas. Fue en el año 2008 cuando lanzamos la primera cámara sin espejo Micro Cuatro Tercios con lentes intercambiables: la LUMIX G1, una cámara pionera que marcó el camino para el resto de modelos de nuestra serie G, que se ha convertido en uno de los emblemas de Panasonic a lo largo de los años. A lo largo de este tiempo, hemos ido ampliando no solo la gama de cámaras de la Serie G, sino también los objetivos disponibles para dar respuesta a las necesidades de los distintos tipos de fotografía y vídeo: fotografía nocturna, de naturaleza, retratos, etc.

¿Por qué tienen tan buena aceptación estos objetivos? Hay que tener en cuenta el factor de recorte que incluyen las cámaras MCT. Con un objetivo de una determinada distancia focal, tendríamos una imagen correspondiente a un ángulo de visión del doble de focal de una película de 35mm o de una cámara full frame. Esto quiere decir que un objetivo de distancia focal de 50mm en una cámara Micro Cuatro Tercios equivale en ángulo de visión a un objetivo de 100mm en una de sensor completo.

Por tanto, si dispones de un teleobjetivo de 300mm en una cámara de Micro Cuatro Tercios se convierte automáticamente al equivalente en un 600mm. Esto supone que una cámara LUMIX de Serie G se convierte en el aliado ideal para grabar vídeos o hacer fotos de calidad en la que queramos conseguir acercamientos al objeto por un coste muy reducido, como fotos de naturaleza salvaje.

Esto también conlleva que si lo que necesitamos es un gran angular de una determinada distancia focal deberemos tener un objetivo que indique la mitad de la distancia focal a la que estábamos acostumbrados. Debido a este factor de corrección 2x, también tendremos una mayor profundidad de campo. Esto es bueno si queremos mantener todos los objetos en foco independientemente de su distancia entre sí, pero podría ser un inconveniente si queremos reducir la profundidad de campo (por ejemplo en fotos de retrato) . Por tanto, para conseguir el mismo fondo difuminado de un retrato de, por ejemplo, una lente de f2.8 en un cuerpo con formato completo (full frame), necesitarías un objetivo f1.4.

Por otro lado, para situaciones con poca luz, en LUMIX presentamos objetivos de la serie G muy luminosos a precios contenidos. Además, todos los cuerpos LUMIX cuentan con estabilizador, a veces combinado con estabilización dela óptica, para lograr velocidades de obturación hasta cinco pasos más lenta. Por tanto, puedes sujetar con la mano un objetivo equivalente a 600 mm a 1/15 de segundo y seguir obteniendo resultados nítidos. Solo habría que aumentar el ISO si se necesitara congelar la acción (velocidades de obturación más altas) con poca luz.

 

Descubre los objetivos de la gama Lumix G

 

Ventajas del sistema Micro Cuatro Tercios

Vistas las características principales del sistema Micro 4/3 podemos enumerar sus principales ventajas frente a otros sistemas:

  • Cámaras y objetivos de tamaño más compacto y reducido: De menor peso y con mayor portabilidad, los dispositivos de este sistema te permiten salir a desarrollar todo tu potencial creativo llevando todo el equipo contigo, si así lo deseas. En LUMIX te ofrecemos muchas combinaciones posibles de cuerpos y objetivos dentro de nuestra Serie G para que puedas montarte tu equipo ideal según tus necesidades.
  • Gran ecosistema de objetivos disponible: En LUMIX fuimos pioneros en este sistema que, poco a poco, ha ido calando en el panorama mundial, convirtiéndose en el estándar de referencia en la actualidad. De este modo, existe una gran variedad de objetivos disponibles y, lo más interesante, es que no solo hablamos de objetivos para fotografía, también hemos desarrollado un gran abanico de objetivos específicos para vídeo con una gran calidad óptica.
  • Máximo rendimiento de los teleobjetivos: Por su factor de recorte x2, con el sistema Micro Cuatro Tercios obtienes un mayor rendimiento delos teleobjetivos porque consigues el doble de acercamiento que con las cámaras de otros sistemas con el mismo objetivo. Además, existen anillos adaptadores que te permiten usar objetivos de otras marcas con lo que puedes reutilizar un teleobjetivo que ya tengas y doblar su efecto con tu cámara MFT.
  • Calidad de la imagen: El sistema MFT ofrece una calidad de imagen igual o, incluso, superior que las réflex digitales de sensores APS-C y muy superior a la calidad que brindan las cámaras compactas. Además, como hemos comentado, la calidad percibida de sus fotografías y vídeos es similar a la de otros sistemas más complejos, sobre todo, si nos encontramos en condiciones de luz normales.
  • Precio más económico: Una ventaja respecto a las cámaras y objetivos réflex o cámaras full frame es que el sistema Micro 4/3 es más accesible económicamente. Aunque está a un rango superior que las cámaras compactas, este sistema intermedio ofrece elevadas prestaciones a precios más competitivos que otros sistemas, algo muy valorado también a la hora completar tu equipo con nuevos objetivos, porque no requerirá tanta inversión. También es interesante si estás pensando comprar un segundo cuerpo cuando no quieres llevar todo el equipo contigo. Las cámaras MFT son una estupenda alternativa en este caso y no tendrán tanto efecto en tu bolsillo.

En definitiva, las cámaras sin espejo Micro Cuatro Tercios de nuestra serie LUMIXG son cámaras con las que potenciar tu creatividad sin límites, que te acompañarán en tus viajes, aventuras y proyectos profesionales, con resultados increíbles que llevarán tu pasión por la fotografía y el vídeo todavía más lejos.

 

Descubre la gama de cámaras de la serie G